INTENSAS LLUVIAS EN CÓRDOBA

Unas 5000 personas se autoevacuaron preventivamente en la zona de la ciudad cordobesa de Bell Ville a la espera del pico de la creciente del río Ctalamochita, que ya pasó por Villa María y Villa Nueva, donde la situación mejora por la bajante del nivel de las aguas, informaron las autoridades.

Los bomberos debieron evuacuar a una familia de 24 personas por la rotura de una de las contenciones en la avenida Bonifacio Ceballos, en el sector este de Bell Ville, distante unos 210 kilómetros al sudeste de la ciudad de Córdoba. cordoba

Los 24 miembros de la familia, 12 mayores y 12 menores, fueron alojados en el Club Bell, uno de los tres centros de evacuados que acondicionó el Municipio para esta situación.

En la emergencia trabajan equipos de la comuna, de la Provincia, de Bomberos y de la Policía provincial, que mantienen el alerta y recomiendan a los vecinos que permanezcan dispuestos para una eventual evacuación con elementos mínimos como una muda de ropa, sus remedios habituales y documentos de identidad.

Las dos contenciones más importantes de agua están ubicadas en el barrio Jardín y en el sector conocido como el “Cuerno” de la ciudad, que hasta ahora respondieron muy bien a la arremetida de las aguas, dijeron.

Aunque en general las personas que dejan sus casas se refugian en viviendas de familiares y amigos, se dispusieron tres centros de evacuados, y las tareas de asistencia son coordinadas por el ministro de Desarrollo Social de la Provincia, Daniel Passerini que se encuentra en la zona.

Hay sectores donde preventivamente se cortó la energía eléctrica, se restringió el tránsito por bulevar Colón y se cortó la ruta 2 entre Villa Nueva y Sanabria, mientras que no ingresan colectivos de transporte interurbano a Bell Ville, y sólo llegan hasta un parador cercano.

Desde Buenos Aires el ministro de Defensa de la Nación Agustín Rossi dispuso el envio de una dotación de efectivos del Ejército, del Regimiento de Infantería 2 de la IV Brigada de Paracaidistas de Córdoba Capital.

Según informó el Ministerio, los efectivos ya se encuentran trabajando en la zona.

Rossi, en coordinación con las autoridades locales, instruyó al personal militar para el trasladado de oxígeno, alimentos y agua a los damnificados que operan con tres camiones Unimog.

Además, están auxiliando en el reingreso de las familias afectadas para que puedan retornar a sus viviendas de forma segura.

En tanto la bajante del río Ctalamochita a la altura de Villa María y Villa Nueva trajo alivio para esas poblaciones, después que la creciente del curso de agua anegara amplios sectores de sus cascos urbanos con cientos de evacuaciones preventivas.

Según las autoridades, a la altura del Puente Andino la baja era de 1,10 metros, por lo que la ruta 158 ya se encuentra habilitada.

El agua bajó en Villa Nueva y continúa escurriéndose en los barrios más afectados como Vista Verde y Mariano Moreno, se informó.

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *